Andrés Álvarez “Nuestra complicidad es con los trabajadores de la educación privada”

El secretario general de SADOP, seccional Santa Cruz, criticó el repentino interés del Vocal por los docentes privados en la situación laboral de esos trabajadores. Dijo que no existe riesgo de perder los derechos laborales y que los docentes del sector privado se van a jubilar por la Caja de Previsión Social como cualquier educador. Por último, dijo que las instituciones privadas deben ajustarse a la Ley.
El vocal por los docentes privados del Consejo Provincial de Educación, Nicolás Pereyra, se encuentra recorriendo las localidades de la zona norte de Santa Cruz, por primera vez desde que asumió su cargo. En una reunión mantenida en la sede de ADOSAC de Puerto Deseado, malintencionadamente y sin desarrollar mayores fundamentos, el funcionario provincial manifestó que el Sindicato SADOP es cómplice del Gobierno provincial, en relación a las diligencias que se llevan adelante para lograr que los establecimientos de gestión privada sean quienes confeccionen los recibos de haberes de sus empleados.

Consultado sobre el particular, el secretario general de la seccional Santa Cruz de SADOP respondió: “Nuestro Sindicato y esta dirigencia solo trabaja en complicidad con los propios trabajadores a quienes representamos con miras de lograr las mejoras que se necesitan en nuestro sector, aquellas que ni ADOSAC, ni el Vocal de los Docentes Privados, se han preocupado siquiera en conocer”.

Seguidamente, Álvarez dijo que se quiere confundir a la población en general, y a los docentes privados en particular, al afirmar cuestiones que no tienen el más mínimo asidero legal. “Nosotros buscamos que se cumpla con las leyes vigentes, que no existan trabajadores de primera y trabajadores de segunda, que los docentes privados percibamos igual salario por igual trabajo y que se respeten nuestros derechos como profesionales pero también como empleados”, sostuvo.

No existe riesgo de perder ninguno de los derechos”

Consultado en relación a la potencial pérdida de derechos que sufrirían los docentes, de llevarse a cabo ésta medida, el Prof. Andrés Álvarez puntualizó: “No existe riesgo de perder ninguno de los derechos que se consagran en la leyes a favor de los trabajadores y el beneficio jubilatorio es uno de los más importantes. Debe quedar claro, los docentes privados de las Escuelas que reciben una subvención total en la provincia de Santa Cruz se podrán jubilar por la Caja de Previsión Social de Santa Cruz, porque allí seguirán haciendo sus aportes personales y las contribuciones patronales, como lo marca la ley vigente. Nosotros trabajamos por lograr que se cumplan las leyes no como otras entidades que, por mezquinos intereses sectoriales, solo buscan dar continuidad a la precarización laboral y la ilegalidad que debemos soportar los trabajadores de la educación privada en la Provincia de Santa Cruz”.